Compartir

Ventajas de contratar un abogado que hable español

Puede escuchar este artículo en el podcast que aparece a continuación o si lo desea, puede seguir leyendo. La información será la misma.

Estas son las ventajas de contratar un abogado que hable español:

Si resides en Estados Unidos y eres hispano puede que domines el inglés o que tu manejo sea limitado, en cualquier caso, si requieres de un abogado, de seguro, vas a preferir que lleve tu caso en tu lengua nativa, pues te permitirá entender de forma clara todo lo que ocurre con tu caso. Encontrar un abogado bilingüe (inglés- español) te será muy útil, pues te evitarás algunos inconvenientes.

Sabemos que el iniciar un proceso jurídico te puede generar temor o incertidumbre, pues no es una situación familiar. Sin embargo, cuando te ves involucrado en situaciones como accidentes laborales, accidentes automovilísticos, discriminación laboral, malas prácticas médicas, despidos sin justa causa, entre otros, vas a requerir la ayuda de un abogado con experiencia en cada área y más aún si la contraparte no habla el mismo idioma que tú.

Aunque el español cada vez toma más fuerza en Estados Unidos y lo avalan cifras como las de la Oficina de Censo del país, las cuales indican que, aproximadamente, 60 millones de hispanos, aproximadamente, viven en Estados Unidos, la mayoría de la población habla en inglés y por ende, es probable que en un proceso jurídico requieras de un abogado que hable los dos idiomas. Estas son las razones por las que deberías buscar ayuda de un profesional que entienda tu lengua nativa.

Comunicación clara:

La comunicación es vital en cualquier tipo de relación y más si se trata de un proceso legal. Al contratar a un abogado que hable español entenderás el paso a paso de tu caso, las posibles soluciones e implicaciones, además resolverás tus dudas y tu abogado te puede ayudar si requieres completar algún formulario o documentación relacionada con la evidencia, que por estar en inglés, debe quedar bien diligenciada.

Al hablar en español podrás contarle a tu abogado en detalle todo lo que creas necesario para que tu proceso se resuelva de manera satisfactoria. Además, evitarás caer en un malentendido y no omitirás datos relevantes, por el hecho de no hablar español.

Comunicación directa:

En muchas ocasiones, algunas personas optan por contratar a un abogado que hable inglés y en simultáneo a un traductor o intérprete. Esta opción puede ser perjudicial por varios motivos. El primero es que los términos legales suelen ser difíciles de entender, a menos que se tenga cierta experiencia en el ámbito jurídico, por eso, puede ocurrir que el intérprete no te transmita las ideas tal y como la contraparte las está refiriendo o que tú no las entiendas y requieras de una ayuda extra por parte del abogado, lo cual puede retrasar el proceso o hacer que te sientas incómodo.

Además, como ocurre en cualquier relación cotidiana se pueden presentar malentendidos o puede que no haya claridad en la información, este riesgo aumenta si se trata de una cuestión legal que estás tratando de entender en otro idioma, con un traductor puede que controles esta situación, pero si te comunicas directamente con tu abogado, seguramente, habrá espacio para un mayor entendimiento.

Confianza:

Entablar una relación de confianza con un desconocido no es algo que se le facilite a muchas personas y muchos menos si se trata de hablar de temas legales. Cuando se busca un abogado que hable español se facilita ese proceso, le podrás compartir tus dudas, temores y de seguro le contarás con comodidad todos los detalles asociados a tu caso por más incómodos que puedan ser para ti. Recuerda que un abogado es tu aliado en un proceso legal, por eso debes sentirte en confianza de hablarle y resolver todas las dudas por más constantes que sean.

Generalmente hay contratos de confidencialidad lo que te permitirá sentirte más tranquilo sobre la información que le brindas a tu abogado y el tratamiento que le da, en este punto también, al hablar el mismo idioma puedes hacerle las preguntas que quieras sobre la administración de tus datos.

Costo:

Cuando optas por un abogado que hable español, estás pensando también en tu dinero. Imagínate que inicias todo el proceso en inglés, pero que con el paso de los días y el proceso empiezas a tener algunas dudas o comentarios que no sean tan claras de discernir debido al idioma y que por ende debas cambiar de abogado. O también puede pasar que optes por contratar un intérprete, pero que no consigas comunicarte con tu abogado con la misma fluidez que lo harías si hablaran directamente.

Además de las fallas que puede haber en la comunicación, los cambios de abogado te puede generar una mayor inversión en tu proceso, pues deberás pagarle a aquellos que iniciaron tu proceso y luego invertir en un nuevo abogado que hable español. Sumado a lo anterior, está el hecho de que tu proceso se puede retrasar por todo lo que te implica iniciar con un nuevo abogado, entrar en detalle de tu proceso, presentar documentos y retomar lo que ya se había negociado.

Cultura:

Puede que este punto para muchas personas no sea relevante, pero lo cierto es que cuando hablas español, independientemente del país que seas, existen palabras o dichos propios de cada cultura que facilitan la comunicación y la interacción. Al conseguir un abogado que hable español, te sentirás en mayor confianza de tener como líder de tu proceso a alguien con quien te puedas identificar y dialogar y a quien le puedas compartir esas expresiones que no se transmitirán de la misma forma en inglés.

En Conexión Legal ofrecemos asesoría gratuita con abogados que hablen español para casos de accidente de auto, accidente laboral u otro que pueda presentar; contáctenos a través de este canal por el ícono de WhatsApp o Agendando su Consulta y explore las alternativas de solución a su caso.

Ventajas de contratar un abogado que hable español

Ventajas de contratar un abogado que hable español

Cómo elegir un Abogado que hable español

Para elegir un abogado y sentir que estás bien representado debes tener en cuenta algunos factores. Generalmente, la gente tiene en cuenta como principal atributo los honorarios de su representante, pero debe fijarse en otros aspectos que son clave a la hora de ganar un caso.

Uno de ellos es la experiencia del abogado. Esto incluye que sea un experto en su área y que en el transcurso de su carrera haya tenido casos que le permitan conocer todos los posibles panoramas para atender cualquier eventualidad. En este punto es clave que si tienes dudas, tu abogado tenga la seguridad de responderlas sin titubeos, en pocas palabras, que maneje los temas legales a la perfección.

La confianza es otro atributo a considerar. Tan pronto tengas la primera cita con tu abogado debes sentir que es claro contigo y que no te garantiza cosas como ganar el caso a cualquier costo, es preferible que te explique los posibles escenarios y las consecuencias que podrías asumir. Debes sentirte seguro y que te transmita la seguridad suficiente para poner tu caso en sus manos.

Si el abogado te lo referencia algún conocido o vecino, puede ser una buena opción ya que estas personas han tenido una experiencia previa y si te recomiendan a una persona es porque seguramente tendrás buenos resultados. Ten en cuenta, también, la disponibilidad y disposición que el abogado tenga para atender tus inquietudes y para guiarte en cada momento que lo requieras.

En Conexión Legal, tenemos abogados expertos en diferentes áreas del derecho, confiables y honestos, además hablan español y te ayudarán en cada etapa de tu proceso. Lo único que debes hacer es ponerte en contacto con nosotros para iniciar la asesoría cuanto antes.

Siga los pasos del siguiente formulario para agendar su cita de asesoría gratuita.

Cargando ...

Compartir